Doble limpieza facial: consejos fáciles y efectivos para cuidar tu rostro

Se trata de un ritual de limpieza facial coreano originario del siglo XIV. A día de hoy en pleno auge y cada vez más recomendado por expertos del mundo de la cosmética y de la belleza  por sus múltiples beneficios aportados a nuestra piel.

A continuación os explicaremos en que consiste este ritual, como llevarlo a cabo correctamente, así como, nuestros productos recomendados.

¿En qué consiste?

Nada más y nada menos que asegurarnos que antes de aplicar nuestro tratamiento, la piel esté perfectamente limpia.

Consiste en utilizar dos limpiadores. Primero uno con base oleosa y posteriormente uno con base acuosa.

Las pieles grasas o con tendencia acnéica pensarán que es una locura. Pero lo cierto es que en estas pieles (y en todas) esta textura para desmaquillar la piel es maravillosa y una vez lo retiras no deja sensación pesada.

¿En qué consiste?

Con la doble limpieza aseguras que tu piel quede totalmente limpia en profundidad.

Te explicamos el  porqué:

Con la fase oleosa (aceites, leches o bálsamos) eliminaremos el maquillaje, restos de crema, fotoprotectores, polución, sebo, etc.

Y con la fase acuosa acabaremos de eliminar los restos que hayan quedado del primer paso.

Primer paso: Masajearíamos con movimientos circulares sobre todo el rostro un producto lipófilo (texturas oleosas). Después, retiramos el producto con una muselina o aclarando con agua.

Segundo paso: Aplicaríamos un producto de base hidrófila (por ejemplo, un gel limpiador, que se elegirá según el tipo de piel y las necesidades de cada uno) para retirar todos los restos del producto anterior.

Después de este paso, es totalmente opcional, pero recomendable, acabar con la aplicación de un tónico que nos ayudará a cerrar los poros y refrescar la piel acentuándose así, la sensación de limpieza.

¿Para quién está indicado?

Es un método de limpieza facial para todo tipo de pieles. Las pieles grasas no debéis tener miedo, recordad que elimina el exceso de sebo.

¿Qué beneficios aporta?

Los beneficios de adquirir esta rutina facial son innumerables, ya que de este modo realizamos una limpieza más profunda evitando que quede sobre nuestra piel cualquier tipo de residuo; maquillaje, protección solar, sudor…

Realizando esta rutina de limpieza mejoraremos la textura de la piel de nuestro rostro, devolviéndole la luz y la vitalidad.

¿Te animas a probarla y nos cuentas?

Aquí van nuestros recomendados:


1º PASO (ACEITES/BÁLSAMOS/LECHES):

– Aceite limpiador desmaquillante Vinoclean Caudalíe

– Leche limpiadora Caudalíe

– Bálsamo aceite Lierac

– Gel masque Nuxe (tarro redondo)

– Aceite desmaquillante Nuxe

– Leche limpiadora very rose Nuxe

– Leche desmaquillante Osmoclean Ins.Esthederm

2º PASO (GELES LIMPIADORES/ESPUMAS):

– Mousse limpiadora Vinoclean Caudalíe

– Espuma limpiadora Nuxe

– Gel limpiador Sensibio Bioderma

– Mousse osmoclean Ins.Esthederm

– Espuma micelar limpiadora Martiderm

– Gel limpiador Martiderm

 3º PASO (TÓNICOS):

– Tónico Caudalíe

– Tónico Ins.Esthederm

– Blooming Toner Martiderm

Deixa un comentari

Abrir chat
1
¿Quieres hacernos una consulta?
Hola!👋
¿En qué podemos ayudarte?